¿Cómo Utilizar Una Pistola de Masaje Muscular?

Si has recibido un masaje realmente efectivo de manos de un fisioterapeuta, sabes que después de una o varias sesiones te cambia la vida; y no solo porque sientes alivio del dolor de forma inmediata, sino también porque resulta ser un tratamiento casi milagroso contra contracturas musculares, nudos, calambres, lumbalgia y otras afecciones de las articulaciones.

La terapia de masaje manual incluye varias técnicas en las que el masajista manipula los tejidos y músculos del cuerpo no solo para ayudar a la persona a experimentar relajación y alivio el estrés. También puede ser usada como un método de recuperación deportiva.

Gracias a que la terapia de percusión o terapia de vibración ha venido para quedarse, reemplazando las sesiones con el fisioterapeuta al permitir darse un automasaje en casa, la oficina, el parque, el gimnasio o donde entrenes algún deporte; las pistolas de masaje muscular han tomado la delantera en la relajación muscular, el alivio del dolor muscular y articular y de muchos síntomas derivados de problemas internos y hasta de la recuperación muscular después de cada rutina de ejercicio.

Esto porque las pistolas de masajes contribuyen a disminuir el ácido láctico que las células musculares retienen después de realizar un trabajo demandante, interrumpiendo el ciclo del dolor que se genera entre el músculo y el cerebro, aumentando el flujo sanguíneo por los pequeños vasos que irrigan los tejidos comprometidos.

A continuación te diremos cómo debes usar una pistola de masajes para que no solamente sientas el alivio instantáneo, sino para que puedas sacarle todo el provecho a una herramienta de alivio del dolor, relajante y recuperarte más que indispensable.

¿Qué Debes Tener en Cuenta Antes de Usar una Pistola de Masaje?

Lo primero que debes saber es qué área del cuerpo piensas tratar con tu pistola de masaje muscular y para qué.

Todos los modelos que te presentamos aquí en TopTerapia.com traen cabezales de masaje adecuados para las diferentes partes del cuerpo; así que debes saber cuál se adapta mejor a tu cuello o espalda, brazos, piernas, tobillos y pies o rodillas.

Si bien algunos modelos de pistolas de masaje incluyen diferentes cabezales de masaje en plástico duro tipo ABS + PVC con diferentes formas y tamaños que les proporcionan mayor efectividad; otros modelos incluyen, aparte de cabezales en plástico duro, un cabezal en plástico flexible hecho especialmente para articulaciones blandas y áreas del cuerpo que presentan más dolor o una mayor sensibilidad a los materiales duros.

Algunas personas usan la pistola por encima de la ropa cuando van a darle un masaje a una parte de su cuerpo. Aunque se puede, las pistolas de masaje muscular son más eficaces sobre la piel desnuda, ya que las vibraciones y la energía que le transmiten al cuerpo no se dispersan y por lo tanto, la fuerza e intensidad de cada programa de masaje logra un mejor efecto.

Es bueno que tengas en cuenta que los movimientos de percusión (de taladro o de vibración), hacen mucho más fácil repasar el área dolorida o tensionada sin necesidad de que la mantengas por más de 3 golpeteos consecutivos en un mismo punto; pudiendo abarcar el músculo o el área completos a masajear de forma más rápida; sin la necesidad de que uses ningún tipo de aceite para masaje para aplicar sobre la piel.

¿Cómo Utilizar una Pistola de Masaje?

Es muy simple utilizar una pistola de masaje muscular.

Una vez que tienes la pistola de masaje muscular cargada o con un buen nivel de carga, lo siguiente que debes hacer es:

1. Adaptar el cabezal de masaje apropiado para la parte del cuerpo a la que quieres dar el tratamiento, que no aplica para algunos modelos de pistolas de masaje profesionales como la Theragun G3 PRO (a continuación te explicamos por qué), desmontando el que trae incorporado y colocando el nuevo para con la mano con que la vas a sostener, mantenerla firme por el mango con material antideslizante.

2. Presionar el botón de encendido y programar el nivel de funcionamiento más apropiado para la zona a tratar.

3. Acercar el cabezal percutor a la piel, manteniendo la pistola de masaje muscular a la distancia de golpeteo o de vibración y percusión de acuerdo con el modelo del que se trate; para dejar de 2 a 3 secuencias de movimiento en un mismo punto y ahí sí, ir avanzando por el área hasta trabajarla por completo.

Si has elegido un modelo que también incluye la opción de recibir un masaje con calor infrarrojo, esta función la puedes activar y desactivar solamente cuando está en funcionamiento y en un determinado programa; recibiendo todos los beneficios del golpeteo y el calor en la zona dolorida, lesionada o que presenta molestias.

Las pistolas de masaje muscular profesionales incorporan tecnología altamente avanzada e inteligente que con solo dejar que actúen en el área tensionada durante unos cuantos segundos, permite que sus vibraciones lleguen profundamente; mientras que, para aliviar el articular o para tomar un masaje relajante, solo debes mantenerlas suavemente sobre la piel; dejando que los movimientos y la potencia te ayuden a ir avanzando por el área del cuerpo que estás masajeando.

Pistolas de masaje muscular como la Theragun G3 Pro que está fabricada con un solo cabezal de masaje, te permite adaptar el brazo percutor en diferentes ángulos; por lo que no es un problema si deseas masajear una parte de cuerpo como tu espalda, los hombros o la cintura.

Hay pistolas de masaje muscular que están hechas a la medida de tu mano, con lo cual las puedes manipular fácilmente; mientras el tamaño del brazo de otras pistolas de masaje muscular te permite llegar de por sí, a la parte baja de la espalda y alcanzar tus piernas o pies sin que tengas que agacharte para lograrlo.

Gracias a la simplicidad de uso, también puedes decirle a otra persona que sepa cómo funcionan las pistolas de masaje o a quien le expliques su funcionamiento, que te dé un masaje de golpeteo, percusión o vibración.

4. Luego de que has usado la pistola de masaje muscular durante algunos minutos, es simplemente retirarla para, bien ir bajando los niveles de funcionamiento para que motor vaya trabajando más despacio hasta llegar a primera marcha y apagar el dispositivo, o simplemente presionar el botón de apagado para terminar con el masaje.

5. Es conveniente guardarla en su caja o en un seguro, teniendo cuidado de manipular sus componentes de manera adecuada.

¿Cómo Usar una Pistola de Masaje Muscular en Cuello, Espalda y Cintura?

Ya sea que estés experimentando tensión o dolor muscular por una lesión, una mala postura al estar en posición sentada frente al ordenador o por motivo de viaje o por hacer fuerza de manera incorrecta o al realizar un mal movimiento; solo debes seguir los pasos 1, 2 y 3 de acuerdo con el modelo del que se trate.

Si la vas a usar en la espalda, lo mejor es dejarla que actúe por 1 minuto en la zona que presenta dolor, tensión y que sientes rígida, para ir avanzando poco a poco hacia arriba o hacia si se trata de la zona debajo del brazo, o de lado a lado si la usas en la parte superior o cervical de la espalda (desde tus hombros hasta tu cuello).

Para masajear la zona de la espalda que se encuentra debajo de los brazos, lleva el brazo hacia adelante cuando comiences a pasar la pistola de masaje de arriba hacia abajo.

Ten mucho cuidado con pasarla por la zona de tu columna vertebral; a menos que el modelo de pistola de masaje muscular que hayas elegido te permita hacerlo, ajustando un cabezal elástico o poco rígido para pasarla por la zona sin llegar a tocar ningún hueso.

Para el cuello y de acuerdo con el cabezal de masaje en “V” o uno fabricado a base de plástico poco rígido, elige una función donde el motor vaya lento y las vibraciones sean suaves; haciendo movimientos de circulares y de arriba hacia abajo, avanzando por el lado del cuello donde vas a aplicar la sesión de masaje de percusión o por golpeteo.

La cintura requiere de cierta atención, ya que si no tienes los músculos de la cintura pélvica muy desarrollados, es mejor usar un cabezal cómo para ti y a un ritmo de marcha menor que para el resto del cuerpo. Aunque también puedes aplicar algo de intensidad y rapidez.

Si has desarrollado musculatura en tu cuello y espalda o si tu nivel de tensión es muy fuerte (sientes la zona muy rígida), puedes usar un cabezal diferente terminado en forma de círculo o en punta para tener una recuperación muscular más rápida.

No te recomendamos que selecciones un programa intenso, ya que los movimientos de golpeteo o de vibración pueden provocar el efecto contrario al deseado después de unas sesiones.

¿Cómo Usar una Pistola de Masaje en los Músculos de los Brazos y las Piernas?

Los músculos de estas partes del cuerpo pueden recibir mayor intensidad por parte de una pistola de masaje muscular para ayudar a recuperar el músculo o grupo de músculos trabajado o que presenta dolor y molestia.

Si se trata de recibir un masaje de relajación, con tan sólo colocar el cabezal de masaje apropiado a y seleccionar el programa adecuado antes de llevarla a la distancia adecuada de tu brazo o pierna para que puedas sostener la pistola cómodamente y así recibir la potencia de esta magnífica herramienta; bastará para dejarla en el punto de dolor por unos cuantos segundos y luego ir moviendo suavemente hacia arriba o hacia abajo unos cuantos centímetros.

También puedes ir guiando la pistola de masaje muscular en círculos, para que el efecto del masaje sea mejor.

Debes estar en posición sentada para que sea más fácil pasar la pistola alrededor del área que quieres masajear o darle una sesión de terapia útil para aliviar el dolor aumentando el riesgo sanguíneo en la zona, ayudar a resolver la contractura o contribuyendo a la recuperación muscular.

¿Cómo Usar una Pistola de Masaje Muscular en el Abdomen?

El abdomen va desde la zona de tórax hasta la pelvis y las extremidades inferiores y se caracteriza por poseer mayor cantidad de músculos largos que conforman las paredes abdominales.

La zona del estómago es especialmente sensible por lo que los fisioterapeutas procuran un tratamiento manual suave que tiene efectos relajantes y curativos relacionados con los problemas digestivos.

Si la idea es aliviar el dolor muscular producido por el ejercicio físico, la terapia de percusión es una excelente alternativa para llegar hasta los tejidos musculares profundos sin afectar ningún órgano vital.

En este sentido, las pistolas de masaje muscular se convierten en una excelente herramienta para transmitir vibraciones de manera uniforme y suave para esta zona del cuerpo.

Tanto el cabezal redondo como el cabezal en forma de “hongo” o terminación plana de algunos modelos de pistolas es ideal tanto para relajar la musculatura del abdomen, como para ayudar a aliviar el dolor, actuando tanto en los músculos localizados cerca al tejido subcutáneo como llegando hasta los tejidos profundos para brindar un mejor efecto percutor.

Si no has ejercitado los músculos de esta parte del cuerpo, es recomendable elegir programas de masaje suaves y velocidades lentas, manteniendo la pistola con la suficiente distancia como para que la cabeza y el accesorio de masaje de la pistola realicen su trabajo de forma apropiada.

Pero si has trabajado esta área del cuerpo mediante actividad y ejercicios físicos de tonificación, no hay problema con usar una mayor potencia de funcionamiento.

Los movimientos deben ser lentos, enfocando las áreas que presentan dolor o lesión para dejar la pistola allí durante menos de 2 minutos e ir moviéndola hacia los lados o hacia arriba y debajo de manera que trabajes la zona de manera uniforme.

¿Cómo Usar una Pistola de Masaje Muscular en Pies, Tobillos, Rodillas y Codos?

Las partes del cuerpo que se caracterizan por las formas en las que los huesos del cuerpo se unen entre sí, llamadas articulaciones; están acompañadas por diferentes estructuras anatómicas que facilitan la unión hueso – hueso o hueso – cartílago como los ligamentos que unen los huesos entre sí, además de tendones y músculos que son los que permiten el movimiento.

Debido a que las articulaciones cuyos extremos están unidos a tejido fibroso o cartilaginoso, llamadas articulaciones fibrosas y cartilaginosas merecen más cuidado que otras partes del cuerpo; los diferentes modelos de pistolas de masaje muscular incorporan programas y cabezales de masaje especialmente adaptados a estas partes del cuerpo.

Siguiendo los pasos 1 y 2, para lo cual es importante que leas el manual de instrucciones de la pistola de masaje muscular que has adquirido y luego de haberlo colocado en su posición, elijas el programa de percusión adecuado con el fin de prevenir que el dolor, la molestia o la lesión, se agraven.

Para dar un masaje relajante, anti-dolor o recuperador, puedes elegir un cabezal redondo o de brazos que simulen los nudos de la mano o sean duros, con el fin de sentir un alivio rápido.

Si la molestia no se concentra en un área específica del pie; en una posición cómoda y con la aproximación adecuada del cabezal de percusión o golpeteo como para sentir el beneficio de la pistola de masaje; la puedes ir moviendo a lo largo del pie.
Las partes del cuerpo como las rodillas, los codos y los tobillos requieren de una atención especial. Para esto, debes elegir el cabezal de plástico suave que aplique las vibraciones o los golpeteos suave y rápido.

En este sentido, si se trata de una pistola de masaje muscular que no incorpora más de un cabezal de masaje, solo habrá necesidad de acercar al cabeza a la zona y mantenerlo fijo por unos segundos para retirarlo y volverlo a colocar en esa parte, para recibir los beneficios de la percusión o vibración.

La duración de las sesiones serán variables. En todos los casos no se recomienda dejar más de 2 minutos la pistola de masaje muscular en un mismo punto, ni por más de 10 minutos en el área que presenta dolor o molestia.
Esperamos que esta guía de uso de una pistola de masaje muscular te ayude a recuperarte más rápidamente y a cuidar del funcionamiento y la buena calidad del modelo que has elegido comprar.

Quizá te interese:

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 2 Promedio: 5)
!Por favor ayúdanos a compartirlo! un saludo😜

“Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso”. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar